fbpx
Martes, 29 Agosto 2023 17:51

"La vida es un regalazo y merece que me despida de ella de forma elegante"

 

     Ella misma se sorprende de su fortaleza mental. "Físicamente, mi cuerpo tiene limitaciones, pero la cabeza tira de mí y es importante porque necesito emprender este camino con naturalidad". Como psicóloga y por su vocación innata por el ser humano, cree que puede aportar mucho en este proceso, aunque sea duro y aunque haya tenido que vencer su timidez y, de alguna manera, quebrantar su intimidad para compartirlo. "Por mi naturaleza, por mi profesión y por herencia familiar, siempre he sido una mujer discretísima, pero ahora necesito contar mi experiencia vital y hablar de los sentimientos que me invaden. Estoy dejándome llevar por el corazón". Como dicen, ahí está la boca del sabio.

     Directora de Recursos Humanos, madre de una niña de 13 años y casada con un hombre que le está demostrando un amor "infinito", Carla no se libró de ese momento de perplejidad que sucede a un diagnóstico fatal. "Lo peor -dice- es abrir los ojos por la mañana y ser consciente de que no ha sido un mal sueño. Es real, padezco un cáncer de mama metastásico muy agresivo y lo tengo que aceptar". Entonces decidió aprehender el tiempo, con sus horas y minutos. No desde el desconsuelo, sino desde la serenidad, la esperanza y la exaltación de la vida. Cuidadosamente, pero con firmeza.

     Lo primero que le inspira ese corazón que ahora rige su vida es la gratitud como la manera más exquisita de despedirse. Se ha tomado un tiempo para hacer inventario de razones y personas por las que agradecer a la vida. Esto va a marcar una gran diferencia con respecto a muchos pacientes en su situación. Su actitud atrae grandes cosas, como el amor incondicional de la gente que la ama y respeta. "Ahora mismo me siento abrumada por todo el cariño que estoy recibiendo. Quiero hartarme de amar y de expresar las gracias a todos los que hancontribuido a darme felicidad. Esto me alivia el dolor y me ayuda a apreciar más intensamente la vida. Es maravillosa, incluso en los momentos de mayor sufrimiento. Vivir es un regalo inmenso que quiero aprovechar hasta el último segundo".

     Su red social se ha convertido en una lección magistral. En ella habla del lenguaje erróneo que persiste en una sociedad en la que el cáncer sigue siendo tabú. "Con todo el cariño del mundo, muchas personas se empeñan en darte ánimos, en hacerte creer que todo irá bien, aun sabiendo que mis células avanzan con una velocidad fuera de lo común. Siempre digo que lo que de verdad me ayuda es saber que están conmigo y que amarán a mi hija cuando yo no esté. Es más simple de lo que imaginamos. Hay ratos en los que nada mitiga más el dolor que un abrazo o una mano que te ase con fuerza. Pero nos cuesta mirar de frente al cáncer. Lo noto incluso cuando me ven con peluca o pañuelo y rehúyen la mirada".

     En las historias que sube a su cuenta habla de alto tan cotidiano, pero esencial, como vestirse. "Hay mujeres que llegan a las sesiones de quimioterapia de negro y colores oscuros, asumiendo la derrota. A mí me gusta vestirme, maquillarme, ponerme mis tacones o cualquier gesto de coquetería. Sentirse bella ayuda a encarar mejor la enfermedad y a tener confianza en una misma. Quiero, además, que mi hija me recuerde hermosa". Ha publicado también el momento en el que desaparece su melena. No solo rompe el tabú, sino que cambia con un toque de humor el triple negativo de su cáncer por un triple positivo: "Adiós a los tintes, me olvido de las puntas abiertas y voy peinada casi perfecta".

     No pretende dar consejos, pero sí le gustaría que la gente abriese de una vez los ojos y aprovechase la vida. "Es un regalazo y la desperdiciamos quejándonos por un contratiempo, por esto o por lo otro. Me siento privilegiada por el nivel de consciencia que tengo en este momento. ¿Cuántas personas habrá de 70 o incluso de 100 años que no han sentido jamás la vida como yo la estoy sintiendo ahora? La vida es tan bonita que aprecio hasta la belleza de una flor".

     Incluso en medio de los ratos de sufrimiento casi extremo que implica un cáncer metastásico agresivo, Carla se aferra a lo bonito y deja que los recuerdos la lleven a su niñez en su playa del Voramar, junto al Mediterráneo. "Es curioso y no sé si a más personas en mi situación les sucede, pero cuando tengo un día no muy bueno y siento que el final no está tan lejos, solo pienso en mi infancia. Es como cerrar el círculo, acabar donde empezaste", escribe en su cuenta.

No te lo pierdas: Alcandora (1.er trimestre de 2024)

PORTADA DE LAS OVEJAS DUERMEN EN FAMILIA 

Las ovejas duermen en familia (2ª edición)

PORTADA DE LAS OVEJAS DUERMEN EN FAMILIA 

Contacto

Si deseas realizar cualquier consulta no dudes en contactarme:
  autor@ricardoalba.es

Ricardo Alba Santamaría

Términos relacionados para buscadores, no leer:
Blog del periodista y escritor español de origen almeriense Ricardo Alba Santamaria, descubre en su blog las publicaciones de este periodista andaluz, un rincon que invita a la reflexión sobre los diversos temas de actualidad y cotidianos. Blog de Ricardo Alba Santamaría periodista y escritor español de origen andaluz..

Esta psicóloga, de 46 años, comparte con Uppers la etapa final de su vida y celebra con nosotros todo lo bello. Hace solo unos meses recibió un diagnó...

Diseño web